¿ES IMPORTANTE LA POSTURA QUE NUESTRO BEBÉ TIENE EN LA CUNA?

 

 Queda comprobado que la posición de dormir boca arriba a reducido el SMSL en más de un 50 %  desde que se aconseja esta posición.

  Según la OMS, UNICEF  AEP, AAP,  es obligación de todos fomentar, promover esta posición. 

 

PLAGIOCEFALIA POSICIONAL

 

La consecuencia inmediata por la recomendación de dormir boca arriba es un aumento de los vcasos de plagiocefalia posicional

 

 

¿Cómo se previene?

 

El cambio postural de la cabeza es la manera más efectiva de prevención efectiva de esta patología.

Una rutina efectiva sería cambiar la posición de la cabeza despues de cada toma hacía el lado contrario de la última posicón,

Hay que twener en cuenta que si nuestro bebé siemprew gira la cabexza hacia el mismo lado podría padecer de una contractura, en estos casos es recomendabe que su pediatra le derive a un fisioterapeuta u osteopata especializado en bebés.

 

Los neurologos recomiendan incorporar a los bebés cuando padecen plagiocefalia posicional. Esta recomendación está baSADA EN LA 2ª Ley de Newton, que simplificando y haciendo una definición compresible para todos dice que un cuerpo que se situa en un plano inclinado, la fuerza ejercida sobre esta superficie se divide hacia tres planos, al contrario que en la posición horizontal que la fuerza se ejerce siempre sobrwe el pllano perpendicular al suelo.

Al dividirse hacía tres planos en función del angulo de la inclinación, podemos decir que en Sedaconfort complet, reducimos en más de un 20% la fuerza  de presión  ejercida por la cabeza sobre el colchón.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La directrices europeas a la hora de como debe ser fabricado un colchón son muy generales y poco concretas .

 

  Los colchones deben ser firmes.

¿Pero que es lo que entendemos por firmeza? y ¿Qué grado de firmeza debe tener un colchón?

 Los expertos en seguridad infantil así como la comunidad científica están deacuerdo en que la posición decúbito supino (Boca Arriba) es la más segura para los bebés en el primer año de vida. La posición decúbito prono (Boca Abajo) y decúbito lateral esta asociada a un mayor incremento de SMSL (Síndrome de muerte súbita del lactante) en los primeros meses de vida.

 

  Partiendo de esta premisa,  tantos expertos en productos infantiles y científicos están en completo acuerdo en que los colchones deben ser firmes, muy firmes en los primeros meses de vida de los bebés. El motivo no es otro si no que si el bebé por cualquier circunstancia llegara a la posición de decúbito prono (Boca Abajo) si la superficie es muy firme , el material sobre el que apoya la cara el bebé no se adaptará a ella y favorecerá huecos para que nuestro bebé pueda seguir respirando. Por este mismo motivo es recomendable el uso del chupete durante el sueño. El chupete creará un hueco  por donde el bebé podrá seguir respirando.

   Esta medida sobre  que el colchón sea muy firme debería ser seguida al menos durante el primer año de vida. Evitemos superficies blandas o que se adapten al cuerpo. Si apoyamos la mano abierta en un colchón y nos permite facilmente deformar la superficie, debemos descartar el colchón. Los colchones no deben ceder excesivamente a nuestra presión , ni debe de envolvernos parte de la mano  ni el tejido ni la espuma.

  

   Según  estas directrices debemos tener en cuenta las medidas interiores de la cuna y comprar un colchón que se ajuste a estas medidas sin dejar huecos superiores a los 2,5 cm por lado.

    En este punto, S.E.D.A. Confort va mucho más allá y piensa que en una cuna de 60 cm de interior si dejamos 2.5 cm por lado y el colchón se desplazase completamente hacía un lado nos quedarían 5 cm en un solo dado. Lo que consideramos una barbaridad.

  Hasta el día de hoy se utilizaba esta medida para poder remeter mantas y colchas a los lados, pero las recomendaciones para evitar el SMSL son las siguientes:

 

     - Dormir en una habitación con una temperatura entre 20º y 22º

     - Si es posible, que la habitación esté ventilada. No cerrar la puerta de la habitación para favorecer la ventilación.

     - El bebé debe dormir solo encima de la sábana bajera. No poner ni sábana encimera, ni manta, ni edredón, evitar muñecos, protectores (chichoneras).

      - Es recomendable el uso de chupete.

      - Si consideran que la habitación no esta a la temperatura adecuada poner saco de dormir ajustado a su talla.

 

 Estas medidas ya no justifican el dejar esos centímetros por no tener necesidad y ni estar recomendado colocar mantas que se puedan remeter

en los laterales. Por tanto, el colchón como máximo  debería tener 1 cm por cada lado. En total 2 cm. Una cuna de ancho 60, como mínimo debería tener el colchón 58 cm de ancho.

 

   Otra de las directrices es que los colchones deben ser desenfundables para poder higienizar.

   Muchos colchones, sábanas y otros productos textiles tienen tratamientos antiácaros, antibacterias, etc. Normalmente estos tratamiento se hacen por inmersión del tejido en los productos  químicos para estos fines.

   Estos tratamientos desaparecen en los primeros lavados por lo que es más importante si cabe, que el tejido sea lavable a altas temperaturas  que tenga un tratamiento de estas características. Lavado si es posible a 90º, sino mínimo a 60º.

 

 Estas pocas directrices, junto como alguna más como que los colchones deben ser ignífugos, son en las que se basan todos o casi todos los fabricantes de colchones de cuna.

 

 Actualmente, los colchones de cuna tanto de muelles como de espumas fabricadas con petróleo están cada vez más en desuso.

  La mayor parte de los fabricantes de colchones de cuna se han inclinado por la fabricación con espumas de última generación fabricadas y certificadas con componentes que no son perjudiciales para las personas ni el medio ambiente, así como el uso de tejidos técnicos, transpirables y reguladores de la temperatura, respetando así las necesidades de las personas, pero sobre todo de nuestros bebés.

 

 Dentro de los colchones que existen en el mercado de calidad alta, nos encontraremos con diversos tipos de fabricación utilizando espumas de diferentes densidades e incluso con formas diferentes.

 

Existen colchones con espumas perfiladas que aseguran que permiten la circulación del aire, con tejido técnico 3D y acolchados con fibras sintéticas

      Desde nuestro punto de vista nos encontramos con varios condicionantes ante este tipo de colchones perfilados.

  El primero es que se ponen espumaciones que al ser perfiladas se vuelven blandas, por lo que estamos rompiendo la  premisa de que el colchón debe ser muy firme, tanto como para que no se adapte al cuerpo.

  Por otro lado, nos encontramos que el tejido 3D está acolchado con fibras sintéticas y por tanto reducimos la capacidad de transpiración.

  Y por último, al no ser impermeable tendremos que comprar un protector del colchón que aunque sea fabricado con una membrana transpirable, está reduciendo mucho más la transpiración que aportaba el 3D y los supuestos canales de la espuma.

 Por tanto, este colchón al final transpira mucho menos que lo que se le supone y rompe con la premisa de que el colchón debe ser firme.

 

 Los colchones deben ser firmes  y debemos de pensar como debe ser los demás elementos a partir de aquí.

  Los tejidos no deben ser acolchados, primero porque esto favorece que el propio tejido se adapte al cuerpo y segundo porque se resta propiedades de transpiración al mismo. No es lo mismo ponerse una camiseta con millones de agujeritos que ponerse una camiseta con millones de agujeritos pero acolchad con fibra sintéticas. ¿ Cuál de las camisetas nos hará pasar más calor?

 

 El tejido técnico 3D de S.E.D.A. confort la membrana de poliuretano transpirable esta debajo del tejido 3D y no encima del tejido 3D. De esta manera nos aseguramos que el colchón queda protegido pero permitiendo la transpiración y la regulación de la temperatura sin quitar propiedades del tejido técnico que está en contacto con el cuerpo del bebé.

Por otro lado, el coste que genera el tener que comprar un protector de cuna para proteger y quitar las supuestas propiedades de un colchón ya de por sí de un precio elevado. 

 

 Algunos colchones dicen que previenen la plagiocefalia. Es posible, pero eso es porque son blandos y por tanto se incumple la premisa de que el colchón sea firme . Lo mejor para evitar la plagiocefalia es posicionar  la cabeza del bebé unos ratos hacia un lado y otros hacia el contrario, cogerle en brazos y semi incorporar.  Los bebés tienden a girar la cabeza hacia dobde escuchan voces y ruidos. Para evitar que siempre gire la cabeza hacia ekl mismo sitio por este motivo es conveniente cambiarle de posición. Por ejemplo, si está en la cuna unas veces ponerle con la cabeza hacia los pies y otras hacia el cabecero. De este modo alternaremos el giro del bebé hacia los dos lados al escuchar hablar.